¡Envío gratuíto península a partir de 60€!
Tiempo en Ashburn 22.06º Niebla
Viento: 1.5 m/s, Humedad: 94%, Presión: 1014hpa

Huerto en Abril

Dice el refrán: «en abril, aguas mil»; y si no fuera así tendremos que empezar a regar el huerto, pues los sucesivos días calurosos habrán agotado las últimas reservas hídricas de la tierra. En la mayoría de zonas suele ser un mes de trasplantes generalizados, porque nos hallamos casi al limite de toda posibilidad de heladas.

Los problemas aparecen cuando el invierno retrasa su partida o se le ocurre volver por unos días a despedirse definitivamente. Dado lo avanzado de algunos cultivos, el frío puede hacerles mucho daño, por lo que estaremos vigilantes y protegeremos las plantas sensibles- como los tomates o los calabacines- al menor indicio de bajada generalizada de la temperatura. Por el contrario, si el verano manda una de sus avanzadillas creando unas condiciones excepcionales para el desarrollo de todas las plantas, vigilaremos la buena ventilación de los semilleros protegidos y de los invernaderos o túneles, ya que un exceso de calor puede perjudicarles mucho en esta época.

Si se da una alternancia de lluvias y días cálidos, que propiciaría la proliferación de enfermedades criptogámicas, pulverizaremos preventivamente decocciones de cola de caballo y espolvorearemos azufre al amanecer. Además de las labores más generales hay que añadir las binas y escardas o los primeros acolchados a las plantas sembradas y trasplantadas el mes anterior. También empieza a ser buena época para voltear el compost y enriquecerlo con rocas en polvo o cenizas, algo de cal para las tierras ácidas y con arena o compost de hojas o turba de fibra de coco para los suelos pesados.